Manejo de berrinches

Primero lo primero: ¿QUÉ ES EL BERRINCHE? Hablando científicamente, los berrinches son las reacciones desproporcionadas de nuestro peque ante cierta situación. Ahora, te explicaremos las causas para que aprendas a manejarlos mejor:

TEMAS DE
INTERÉS

Las causas

A

Tu pequeño tiene imposibilidad para regular los impulsos emocionales.

B

Puede tener sufrimiento general como fatiga, estrés, etc.

C

Ansiedad.

Dejar de prestarles atención
¡no es la solución!

Pero vayamos a la parte que nos interesa, y que seguramente es la razón por la que comenzaste a leer este artículo:

¿Qué hacer?

1

KEEP CALM &
NO PIERDAS LA PACIENCIA

Sí, sabemos que puede resultar muy difícil lograrlo, pero recuerda que mientras tu pequeño esté en el berrinche, lo que menos hará es prestarte atención, no escuchará nada de lo que digas. Lo ideal es que te quedes con él, trata de permanecer ahí para que no se sienta abandonado, pero ignóralo. No lo abraces o trates de explicarle que no debería de reaccionar así. Deja que se le pase solo y se tranquilice.

2

NEGOCIAR NO ES
TAN BUENA IDEA...

Tal vez darle a tu pequeño recompensas o castigos para mitigar el berrinche no sea tan buena idea, entendemos que deseas que se calme, pero no importa cuánto dure su berrinche, por ahora no trates de negociar, recuerda que no te escuchará.

3

¡NO TE AVERGÜENCES DE LO
QUE DIGA LA GENTE!

Todos en algún momento pasaron o pasarán algo similar, así que, despreocúpate de lo que digan; no dejes que tu peque sienta esa preocupación, si se da cuenta de esta actitud, puede aprender a manejarla y usarla cuando él quiera.

4

¡SOLIDARÍZATE!

Aprende a identificar las situaciones que le frustran. Por ejemplo, si tu pequeño se frustra por situaciones muy específicas como el tener hambre, entonces solidarízate con él y procura cargar algún tentenpié o unas galletitas contigo.

5

CREA UNA
DISTRACCIÓN

Si tu pequeño se interesa en algo más, su enojo desaparecerá. Una opción es traer en tu bolso un juguete que le guste para llamar su atención.



6

FIN DEL BERRINCHE

Ahora que ya pasó la crisis y una vez que tu pequeño se calme, conversa con él acerca de lo sucedido, hazle ver que es mejor hablar en vez de llorar y gritar.

Ahora que ya lo sabes, recuerda que lo mejor que puedes hacer es no perder la paciencia, pues si lo haces ¡todo esta perdido!



Con Información de

http://parentsplace.com.mx/

TEMAS RELACIONADOS

Manejo de berrinches

¿Ya no sabes qué hacer con ellos? Échale un ojo a estos tips.

Manejo de berrinches

¿Ya no sabes qué hacer con ellos? Échale un ojo a estos tips.

Manejo de berrinches

¿Ya no sabes qué hacer con ellos? Échale un ojo a estos tips.